Caso de éxito: Acoso por Internet

Caso planteado:

El Juzgado nos remite un caso donde una persona ha estado insultando y difamando a otra a través de mensajes en Facebook  y Whatsapp. Se nos solicita autentificar la identidad del remitente de esos mensajes, y verificar que las conversaciones presentadas como pruebas no han sido manipuladas.

Trabajo realizado:

Partiendo de la información facilitada, hacemos una prueba pericial sobre el smartphone de la demandante, donde  se estudian los mensajes recibidos y se identifica de manera inequívoca al autor de los mismos.

Así mismo se hace un estudio donde se comprueba la existencia y se coteja que las capturas de pantalla de los mensajes aportadas se corresponden con la realidad.

Esta pericial fue clave en la resolución del caso, identificación al autor del delito.

 

 

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies